“Mr. Roboto”: Las máquinas, deshumanizadoras que Styx nos advirtió

Hablar de tecnología en estos tiempos es algo común, tan natural como debatir sobre el resultado de un juego de fútbol mientras te tomas una fría cerveza, o dar una opinión a tus amigos sobre el último film de los héroes de Marvel. Pero a comienzos de la década de los 80’s esto no era así, la computación y los avances en el mundo de la informática eran algo relacionado con la ciencia ficción, solo será en 1984 que conoceremos la primera computadora personal Apple.

En 1983 una agrupación de pop rock de la ciudad de Chicago publicó un álbum conceptual muy interesante del cual se desprendió un sencillo que fue toda una sensación y un éxito comercial, se trata de Styx y su “Mr. Roboto”.  La canción aborda una preocupación relacionada con el avance de la tecnología  acompañada por un proceso de deshumanización de la sociedad.

El álbum al cual pertenece esta canción lleva por nombre “Kilroy Was Here”, frase que es tomado de un famoso grafiti que se popularizó durante la Segunda Guerra Mundial, que aparentemente tiene su origen en un supervisor de los astilleros de Quincy, Massachusetts, llamado Jim Kilroy, quien revisaba los remaches de la planchas de acero. Al terminar con cada una de ellas le hacia una marca con una tiza, sin embargo comenzó a percatarse que le estaban mandando a revisar varias laminas que ya habían pasado por sus manos y se debía a que la tiza se borraba. A partir de ese momento comenzó a usar pintura para marcarlas colocando la frase “Kilroy Was Here” (Kilroy estuvo aquí). Es así como en aquellos buques que transportaron tropas estadounidenses se encontraba con frecuencia esta frase que acompañó a los soldados y que ellos mismos repetian por donde pasaban.

“Kilroy Was Here” es un disco conceptual en el cual su autor Dennis DeYoung cuenta la historia de Robert Orin Charles Kilroy, una estrella de rock que fue atrapado por la MMM (La Mayoría para la Moralidad Musical), para luego ser enviado a prisión, de la cual escapó disfrazado de robot.  La historia continua hasta que conoce a una persona llamada Jhonathan Chance, líder de un movimiento de rock underground seguidores de “Kilroy”.

“Mr. Roboto” es una interesante canción que va abordando varios elementos que recibe una capa de barniz que le permite brillar, sobre ellas se puede ver en relieve críticas agudas sobre algunas situaciones que estaban ocurriendo en la sociedad de los Estados Unidos. Luego de una introducción sacada de un sintetizador la cual nos lleva a algún lugar del futuro, se escuchan unas frases en japonés pronunciadas por un robot:

“Domo Arigato, Mr. Roboto. Domo Arigato, Mr. Roboto. Mata ahoo Hima de
Domo Arigato, Mr. Roboto. Himitsu wo Shiri tai. (Gracias señor, Señor Roboto… también quiero saber un secreto)”.
 

Dennis DeYoung, un maestro de música de varias escuelas en la ciudad de Chicago y uno de los fundadores de la banda Styx, escribió esta canción con la intención de dejar una inquietud en quienes la escucharan, que reflexionen sobre un dilema ético:

“You’re wondering who I’m (Secret, secret, I’ve got a secret), machine or mannequin
(Secret, secret, I’ve got a secret), with parts made in Japan (Secret, secret, I’ve got a secret), I’m the modern man. I’ve got a secret, I’ve been hiding under my skin. My heart is human, my blood is boiling, my brain I.B.M., so if you see me acting strangely, don’t be surprised. (Te preguntas quién soy (Secreto, secreto, tengo un secreto), máquina o maniquí (Secreto, secreto, tengo un secreto), con las piezas fabricadas en Japón. Soy el hombre moderno. Tengo un secreto, he estado escondido debajo de mi piel. Mi corazón es humano, mi sangre está hirviendo, mi cerebro I.B.M., así que si me ves actuando extraño no te sorprendas (Secreto, secreto, tengo un secreto)”.

El país que derrotó a los japoneses en la Segunda Guerra Mundial está recibiendo una invasión silenciosa por parte de la gente de la “Tierra del Son Naciente”, la tecnología de los nipones está sustituyendo a la estadounidense, el modelo toyotista empieza a desplazar el fordista que dominó desde los 50’s hasta los 70’s. Además de esta preocupación, lanza una crítica hacia IBM, cuestionando la calidad de estos cuando dice “…mi cerebro IBM, así que si me ves actuando extraño no te sorprendas”, recordemos que los 80’s fue la década del posicionamiento de Macintosh.

“I’m just a man who needed someone and somewhere to hide, to keep me alive, just keep me alive… I’m not a robot without emotions. I’m not what you see, I’ve come to help you with your problems, so we can be free, I’m not a hero, I’m not a savior. Forget what you know. (Sólo soy un hombre que necesitaba a alguien y algún lugar para esconderse para mantenerme con vida, sólo mantenerme con vida… Yo no soy un robot sin emociones. No soy lo que ves, he venido a ayudarte con tus problemas, para que así podamos ser libres. Yo no soy un héroe, no soy un salvador. Olvida lo que sabes)”.

Aquí DeYoung entra más en la historia que se va narrando en cada una de las canciones del disco, sin embargo, hay una voz en primera persona que invita escuchar el mensaje que quiere dar, dejando claro que es un ser humano, no un robot sin sentimientos, viene para alcanzar la libertad, pero él no es un héroe, solo alguien que viene ayudar. Pero al final dice de manera directa su gran preocupación, lanzando un grito de reflexión, las máquinas que se están haciendo para facilitarnos la vida nos están deshumanizando:

“The problem’s plain to see, too much technology, machines to save our lives. Machines, de-humanize. (El problema es fácil de ver, demasiada tecnología, máquinas para salvar nuestras vidas. Máquinas, deshumanizar)”.

Styx fue una banda que logró ser referencia en Canadá, donde lograron varios números uno, siendo “Mr. Roboto” uno de ellos, también logrando el tercer lugar de la cartelera Billboard de los Estados Unidos. En Venezuela fue una canción que sonó mucho en la radio, fue una fija en el año de 1983, y se mantuvo por varios en las listas de las estaciones de música pop rock en inglés. El disco “Kilroy Was Here” fue acompañado por un film dirigido por Brian Gibson, donde el propio Dennis DeYoung fue el encargado de personalizar a “Kilroy”; el guitarrista James Young hizo del Doctor Everett Righteous; el otro guitarrista y tecladista Tommy Shaw representó a Jonathan Chance; el bajista Chuck Panozzo cumplió con el rol del Teniente Vanish; y el baterista John Panozzo fue el Coronel Hyde. La película es una rareza que vale la pena buscar y verla con pinzas.

El final de esta canción da pasao a lo que se seguirá contando en el resto de las piezas del disco, el robot realmente es un ser humano:

“The time has come at last to throw away this mask. Now everyone can see my true identity, I’m Kilroy, Kilroy, Kilroy, Kilroy. (El momento ha llegado por fin para deshacerse de esta máscara. Ahora todos pueden ver mi verdadera identidad, soy Kilroy, Kilroy, Kilroy, Kilroy)”.

3 respuestas para ““Mr. Roboto”: Las máquinas, deshumanizadoras que Styx nos advirtió”

  1. Hace unos cuantos años recuerdo haber escuchado la historia del álbum, de cómo era la visión de Dennis DeYoung para Styx y como esa obsesión por el control sobre la dirección artística lo llevó a dejar de formar parte de la banda. También hace muchísimo tiempo que escuché el álbum completo y recuerdo que fuera de la genial Mr. Roboto, el resto del disco no estaba a la altura. Saludos!

    Le gusta a 2 personas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s